Los haitianos revivieron el trauma del terremoto de 2010.
in ,

Así contaron los sobrevivientes en Haití su experiencia ante el sismo de magnitud 7.2

Haití sufrió el sábado (14.08.2021) un sismo de magnitud 7.2 cuyo saldo de muertes supera, de momento, las 300 personas, siendo uno de los más devastadores de Latinoamérica.

Ante esto, sobrevivientes del terremoto contaron que el hecho les recordó el sismo de 2010 que sufrió la isla caribeña en el que perdieron la vida unos 200 mil haitianos.

“Me desperté y no tuve ni tiempo de ponerme los zapatos. Vivimos el terremoto de 2010 y lo único que podía hacer era correr. Después recordé que mis dos hijos y mi madre estaban dentro todavía. Mi vecino fue y les dijo que salieran. Corrimos a la calle”, dijo Naomi Werneus, de 34 años y residente de Puerto Príncipe, la capital haitiana.

El terremoto afectó principalmente las ciudades de Jérémie y Les Cayes, en el suroeste de la nación, pero también se sintió en Puerto Príncipe e incluso en República Dominicana, Cuba y Jamaica.

Ola de pánico

Por su parte, Milford Milo, habitante de Puerto Príncipe, le dijo a BBC Mundo que la zona más afectada era, sin duda, el sur del país.

“En la capital no se presentaron daños, aunque hubo una ola de pánico que hizo que muchas personas salieran a las calles debido a lo que pasó ( el terremoto de) hace 11 años”, indicó Milo.

En 2010 Haití fue víctima de un feroz terremoto que, además de provocar 200 mil muertos, causó 300 mil heridos y convirtió en ruinas gran parte de Puerto Príncipe y de las ciudades cercanas.

También: El papa Francisco pide la ayuda y solidaridad internacional tras el terremoto en Haití

Más de un millón y medio de haitianos quedaron entonces sin hogar, según BBC.

Además, destruyó cientos de miles de casas, así como edificios administrativos y escuelas, sin olvidar el 60 por ciento del sistema de salud haitiano. Haití es un país que no tiene un registro de tierras o reglas de edificación

La reconstrucción del hospital principal sigue sin terminar y las organizaciones no gubernamentales han tenido problemas para cubrir las numerosas deficiencias del estado.

Familias se cuidan entre ellas

“Vi cuerpos siendo sacados de los escombros, heridos y tal vez personas muertas”, le dijo a la agencia Reuters Jean Marie Simon, residente de Les Cayes de 38 años, que estaba en el mercado en el momento del terremoto del sábado y corrió a su casa para ver si su familia estaba a salvo.

“Escuché gritos de dolor en todos los lugares por los que pasé”.

Su esposa y su hijo de dos años se estaban bañando y salieron corriendo desnudos a la calle, justo antes de que el frente de su casa se derrumbara.

Simon le dio a su esposa su camisa y se refugiaron en el patio de una iglesia con otros vecinos. La casa de su madre también colapsó.

Numerosas viviendas quedaron destrozadas tras el terremoto de 7,2 en Haití. AFP

“Muchas casas están destruidas, hay personas muertas y otras están en el hospital”, le dijo a AFP Christella Saint Hilaire, una joven de 21 años que vive cerca del epicentro.

“Estaba en mi casa cuando empezó a temblar, estaba cerca de una ventana y vi cómo caía todo”, contó. “Un trozo de pared me golpeó la espalda, pero no estoy muy herida”.

Tamas Jean Pierre, residente de Jérémie, dijo que la posibilidad de que hubiera un tsunami hizo que sus padres “huyeran de la ciudad con sus hijos en brazos”.

“La gente está aterrorizada”, subrayó.

La cantidad de muertos hasta la noche del sábado era de 304, pero, con al menos 1,800 personas heridas y cientos de desaparecidos.

Además: Primer ministro de Haití califica de “dramática” la situación tras el sismo