in ,

Beckeles sobre la crisis del país: Siempre he dicho que el pastel da para todos, siempre te va a quedar, no necesitas de más

“La gratitud se da cuando la memoria se almacena en el corazón y no en la mente”, es una frase del reconocido músico de Jazz, Lionel Hampton.

El futbolista hondureño Brayan Beckeles parece hacer uso especial de ella. Y es que el ahora integrante del Nashville SC de la MLS, la vida le ha sonreído con el fútbol pero no se ha quedado con nada, lo ha devuelto a quienes lo necesitan.

En nuestra sección Primera Plana, nos conectamos con el lado más humano de un futbolista que aunque ha tenido una buena trayectoria en el extranjero, será más recordado por sus buenas acciones humanas.

Le ayudó a los migrantes hondureños mientras estuvo en México, colabora con personas aunque no conozca y sabe que lo necesitan. Así también, es una especie de ángel guardián para los futbolistas desprotegidos y siempre ha estado con su cabeza puesta en ser un gremialista de una profesión que como muchas está siendo ahora mismo golpeada por la crisis a raíz de la pandemia del coronavirus.

Beckeles habló de cómo vivió la enfermedad de covid-19, sus metas, su momento del retiro y la gratitud que tiene con la vida recompensándolo con solidaridad.

¿Qué tal Brayan, cómo estás después de haber estado con coronavirus?
Gracias a Dios bien, tranquilo. Hemos jugado y entrenado y disfrutando este inicio de torneo que nos ha ido bien, logramos conseguir cuatro de seis puntos posibles que son los dos partidos que hemos jugado después de la pandemia y del parón.

¿Cómo viviste la situación de la pandemia, el positivo y los cuidados que tuvieron en tu equipo?
La verdad que he tratado de vivirlo lo más positivamente, pensando de que todo es por algo. Dios siempre te pone una prueba pero sabe que tienes la solución y que no hay carga que no puedas superar. El equipo se ha portado bien la liga también, justamente nos tocó cuando íbamos llegando a Orlando al torneo de la MLS. Nos tocó a nosotros, nadie sabe cómo ni quien fue el primero pero el equipo siempre tomó las medidas adecuadas y los que salimos positivos nos dieron el mayor cuidado, estuvieron pendientes de nosotros, gracias a Dios todos salimos bien y nos recuperamos de la mejor manera.

¿Cómo fue el manejo de esta situación en la MLS, por allí miré que fueron la liga con más protocolos de seguridad?
Hasta el día de hoy seguimos con los protocolos igual que antes de viajar y ahora que venimos de Orlando a nuestra casa tratamos de seguir el protocolo, las reglas. Este virus es difícil porque no se puede identificar cuando lo tengas o cuándo te pegó. Al final creo que debemos de tratar de hacer las cosas bien y seamos responsables en mucho aspectos. El equipo lo ha superado y te puedo decir que hoy por hoy no hemos tenido ningún otro caso positivo y eso es bueno. Nos hacemos pruebas cada dos días todo el equipo.

¿Cómo te has sentido en la MLS?
Bien, me he sentido bien. Ha costado un poco por lo que está pasando, agarrar ritmo y son de las cosas más complicadas. De cuatro partidos solo he jugado uno, quizás no eran mis planes, siempre he trabajado de lo mejor y bueno, cuando toque solo resta hacer las cosas bien para demostrar y seguir participando.

¿Vas a seguir en la MLS, cuál es tu futuro?
Mi futuro ahora es terminar este torneo, allí sabremos lo que se viene. Así como está el fútbol ahora no sabes nada, están pasando muchas cosas y esperemos que todo esté bien, hay que vivir el día a día y tratando de disfrutar lo que tenemos. Con el hecho de volver a jugar hoy por hoy ya es ganancia, uno debe estar contento y entregar la mejor versión de uno.

Hablemos de tu carrera, te ha tocado sortear muchos obstáculos, pero has podido ir al extranjero, Europa y la MLS, se te ha dado bien, has tenido una carrera de mucho sacrificio pero se ha visto recompensado…
En el fútbol la palabra sacrificio no debe existir porque es algo que te gusta, amas al fútbol y es un don que Dios te dio y tratas de disfrutarlo al máximo. La palabra en el fútbol es disfrutar y vivir el día a día, ser profesional y saber que tu imagen y tu trabajo llega a muchas casas, a muchos niños, tratar de ser consciente en ese aspecto. Tener mucha disciplina y siempre superar todos los obstáculos. No ha sido fácil, porque siempre hay muchas complicaciones pero es lo bonito cuando logras lo que tienes y ves los resultados que sos bendecido, Dios te ha bendecido y debes devolverlo de alguna forma, uno debe ser consciente y entregar la mejor versión de uno. En la MLS me ha costado un poco por esto de la pandemia pero no me achico ante estas cosas, trato de poder lograr mis objetivos, representar a Honduras de lo mejor. Sé que el día de mañana nadie va a tener una queja de mí en algún lugar y si no se dieron las cosas es porque Dios lo quiso y tengo que asimilarlo.

En Olimpia me pasó que muchas veces no iba en los planes de Pedro (Troglio) pero él te lo puede decir que yo siempre me entrenaba de la mejor manera, en lo físico y a la hora de trabajar siempre estaba allí aunque mi rol no era jugar, si le decía algo a un compañero debía predicar con el ejemplo.

Brayan Beckeles

Eres un jugador agradecido y solidario, no solo a las personas que lo necesitan sino a tus propios compañeros de profesión…
Creo que todos tenemos un corazón grande, solo es poder entrar con las personas. Es una bendición que Dios me ha dado, poder acercarme a muchas personas, poder lograr que tengan confianza porque hasta para ayudar deben confiar en ti, sentirse seguros. En el mundo todos tenemos ese lado de ayudar pero en mi caso es más por la crianza que me ha dado mi mamá, por lo que hemos vivido con mis hermanos, siempre hemos sido personas agradecidas que logramos mucho, nos ha tocado vivir momentos muy difíciles pero ante todo siempre estamos unidos y en su momento hemos tenido esa solidaridad entre nosotros y al final tratas de transmitir todo eso, aunque hay personas que no las vas a cambiar tratas de darte cuenta que si Dios te ha dado a ti cinco frijoles puedes compartir dos porque con tres puedes seguir viviendo. Poder vivir con las cosas básicas y el que menos esperas siempre puede necesitar un apoyo.

En todos estos momentos que te tocó ayudar, lo hiciste con inmigrantes en México y otros casos. ¿Qué es lo más dramático que has vivido?
No, muchas cosas la verdad. No me quedo con las cosas dramáticas, sí las tengo en mi mente si soy consciente y por eso día a día trato de aprovechar lo que viene. Me quedo más con las cosas positivas. Hace unos días me contactó un amigo que es un chino que cuando yo estaba en Portugal nos llevábamos bien. Él no hablaba ni español, solo hablaba mandarín e inglés mientras que yo español y entendía el portugués, estuve como cuatro años sin saber de él, hace unos días me escribió y me dijo muchas cosas, al final te quedas con eso, vos decís, puta ha pasado tanto tiempo y esta persona recuerda todos esos instantes que vivió conmigo. Puedo decir que he dejado amigos en todo el mundo, cuando te retiras del fútbol quieres saber que dejaste grandes personas en el camino y si no te recuerdan por lo que hiciste futbolísticamente, que te recuerden por la persona con la que convivieron.

En esta pandemia muchos futbolistas han sufrido mucho y has estado presente para darles una mano…
Al final somos conscientes todos, la idea nació entre los que podríamos decir literalmente estamos más cómodos en el aspecto que estamos fuera de Honduras, las organizaciones son diferentes con su nivel económico y bueno, pudieron superar bien esta pandemia. Sabemos que igual a mí me tocó pasar momentos difíciles en el Vida, pero yo era de la ciudad, todos los jugadores hemos vivido momentos complicados y al final quizás no se logró lo que yo había pensado que era unirnos más como jugadores, hacer un gremio sólido y fuerte por si toca vivir algo igual, porque en la vida nunca sabes lo que está pasando y no puedes dejar que te pase una, dos o tres veces. Que nos diéramos cuenta que como jugadores somos igual que las demás personas, que tenemos que trabajar y al final es lo que nos enseñó este virus, que no hay diferencias por lo económico, si trabajas en una o en otra cosa. Nosotros no solo dependemos de solo jugar, sino que las personas vayan al estadio. El mismo país necesita un cambio donde todas las personas seamos conscientes que a lo que nos dedicamos a nuestras labores es muy fundamental para que salgamos adelante todos.

Se dice que los futbolistas viven en una burbuja, pero tu vives fuera de ella…
No, creo que todos vivimos igual. En tu trabajo también puedes vivir de una forma diferente, solo es que como tu andes te van a ver. Si te ven de una manera, así te van a juzgar. Al final creo que somos más sencillos los futbolistas que otras profesiones y no se dan cuenta. Lo único que quizás te conocen como cuando conocen a un artista, lo juzgas por lo que ves y lo que se percibe, lo que recibe y te trasladas a una burbuja que crees que esa persona está, pero al final no es así. Que quizás para esta persona es más importantes cosas que uno no ve. Al final uno tiene que vivir como te guste, como eres feliz. Si eres feliz mostrando cosas, pues sigue siendo feliz y al final Dios te permitió tenerlas. No tienes que fingir una vida que no quieres, quizás por eso nos juzgan a los futbolistas porque vivimos una vida que no queremos, todo mundo piensa que el futbolista es tonto pero no es así, vives la vida como quieres, quizás solo pueden ser 10 años en un trabajo que quieres. Lo que quieras que la gente sepa de ti es lo que va a saber. Yo tengo muchos defectos, muchos problemas pero al final trato que vean el lado que yo quiero, que se imaginen lo que quieran.

¿Por qué crees que hay crisis en el fútbol hondureño?
Crisis hay en todos lados, te lo puedo decir. Me ha tocado vivirlo, no creas que es mentira, en muchos lugares y pueden ser ligas que no te imaginás pero hay crisis. Pienso más que todo en el fútbol en Honduras que no es un país grande, un país que te pueda decir que pagan salarios que pagan en los demás lugares porque es mentira. La economía de Honduras no es igual y sé que es el deporte número uno, puede ser que no está organizado de la mejor manera, yo lo veo así. No es que uno tenga la llave, porque no es así. Pero lo que puedo decir es que debe haber más unidad, de ser una liga donde puedas organizarte, si nos dedicamos al fútbol es más fácil buscarle una solución a los problemas, es más fácil que si yo solo pienso en mí, porque quiero ser mejor que otro. El fútbol es tan bondadoso que te puede dar para que todos los equipos estén bien, estén estables por eso creo que Olimpia y Motagua marcan mucha diferencia.

¿Qué tienen esos equipos?
Olimpia es una organización desde su presidente. Cuando llegas a la institución, te cambia todo. Quizás el Vida tenga más talento, pero como lo tiene, la visión de Vida no es la misma que en Olimpia. Me sucedió a mí, cuando estuve en el Vida había un gran equipo, me quedó esa espina de no ser campeón con el equipo que teníamos. Estaba Jerry (Bengtson), el finado Arnold (Peralta), Orlin (Peralta), Quioto, Rubilio… Al llegar al Olimpia veo que lo que te cambia es la mentalidad, si no ganas títulos, no estás en nada, si solo ganás partidos no estás en nada. Entonces tu ADN se transforma, y no es que no lo tengas en el Vida, pero tu techo cambia, clasificaste a la liguilla y todos están contentos. No ven más allá que eso, en Olimpia siempre estás aspirando a algo, todo es por organización y siento que el fútbol no es tanto el dinero. A veces pasa con el jugador si quieres vivir una vida como un jugador que gana mucho no podrás porque no estará a tu alcance, pienso que como equipos deberían de planificarse de esa manera. Como un ejemplo, si te pagan 10 pesos a cada jugador y cuando te contratan te dicen que ganarás 10 pesos y tienes que estar claro que no puedes gastar más de eso, pero a veces por la misma necesidad de aspirar a ganar y ves otros jugadores y quieres vivir como viven los demás, pierdes el piso. Quizás no es como tu dices que viven en una burbuja sino que al final ves jugadores que quieren vivir como los demás y los equipos es igual, ven equipos con salarios altos y allí viene el problema. Al final te arropas hasta donde la colcha te dé y así el fútbol sería más organizado. Cada jugador te pedirá mucho pero como empresario debes decir que esto es lo que puedes pagar.

Se menciona mucho que con el nuevo dueño del Vida vas a colaborar con el equipo junto con Muma y ser directivos…
La idea nació con Víctor, siempre desde que salí del Vida no sabía cómo me iba a ir en el fútbol al final pero es la espina que tengo, quiero ver al Vida campeón, si es como jugador mucho mejor, o estar involucrado como directivo también, o si solo es como aficionado también. Es ver campeón al equipo de una ciudad entera que ama el fútbol, entregada a una institución que para mí es grande, te lo puedo decir así. Nació las pláticas, nos organizamos muy bien pero siempre hay caminos que a ti no te parecen, que a otro no le parecen y estamos en eso esperando a ver qué pasa. Yo he dicho que esté o no esté, siempre he querido dar mi granito de arena a la institución, nunca he estado como directivo, pero quiero poder estar allí para los jugadores y siempre he dicho que al final no es si estoy o no. Lo que importa es la institución y te lo juro que La Ceiba necesita mucho de un equipo con esas alegrías, que a mi me tocó vivirlo cuando fui muchas veces a la liguilla y ese estadio relumbraba de rojo, al final son mis anhelos, esté o no esté, lo que me importa es el equipo y quienes lleguen puedan ayudar a salir campeón.

¿Todavía tienes aspiraciones para la Selección o ya no piensas en eso?
La Selección es parte de mi vida te lo podría decir. He estado muchas veces, me ha dado mucho, me dio para salir de Honduras y a mí y a mi familia me ha dado mucho. Pero creo que todo es por mérito y logros. Al final siento que lo que tenemos que hacer todos es apoyar a Coito con su cuerpo de trabajo, ha logrado tener grandes números ahora. Tengo que esperar, si me llaman es por el rendimiento que tenga, sino tengo que apoyar. Yo siempre quiero estar en la Selección, es mi ilusión volver y estar allí, pero todo es por mérito y trabajo. Tengo que trabajar y jugar en mis equipos, cerré un buen año, creo que cuando estaba ni jugaba en Olimpia y creo que otros que estaban se merecen esa oportunidad, el fútbol es así. Si puedo participar y jugar con el equipo, tengo posibilidades.

¿Qué opinas de Coito?
Lo puedo decir primero como persona, puta, una gran persona, la verdad que lo único que le puedo pedir a los hondureños es que apoyemos a las personas como Coito, grandes de corazón, espíritu para trabajar, siempre pensando lo mejor y creo que piensa como hondureño como todos los técnicos cuando llegan a la Selección se transforman y piensan como hondureños, creo que lo que le puedo pedir a todos los periodistas, a los jugadores y a la afición hondureña es que tenemos que apoyarlos, él es el primer responsable en todo, nosotros no podemos venir y cambiar algo que no nos corresponde a nosotros. Debemos hacerle sentir que el país entero está con él, que Honduras clasificando al mundial gana mucho, ganan los negocios. La persona que menos creas es la que gana, porque se mueve mucho acá entonces creo que cuando muchos se ponen hablar deben saber que tiene que estar en su país, con su familia, eso es primordial. Si estuviera en Honduras no estuviera haciendo nada sin solucionar nada y con la cabeza pensando en su familia porque es muy importante. Hay que ser justos, si a todos nos tocó estar en nuestras casas, ¿por qué no él? Hasta regresará con muchas ganas, te digo que nosotros los que estamos en el fútbol nunca nos había tocado tanto tiempo estar en casa. En vez de criticar, hacerlo sentir bien porque ha dado los resultados, no es algo lógico que esté en Honduras. Las personas que necesitan un consejo, él se los hará llegar.

¿Miras a esta Selección clasificando a Qatar 2022?
Lo más importante es que veo que está en la octagonal, allí estás a un paso. Estando allí no tenés que jugar todos los partidos que va a jugar Panamá o Canadá. Tienes más tiempo para trabajar y prepararte. Sí te digo que va a ser una eliminatoria muy muy dura, como las que nos ha tocado vivir, pero sí siento que se va a clasificar si dejamos trabajar a Coito y nos unimos. Es tiempo de unirnos como país, donde no criticar, no tirar dardos envenenados, donde todos apoyar con la misma fuerza la carreta.

¿Cómo te ves en el retiro?
No sé como me vaya a ver, no sé si en La Ceiba, en Estados Unidos que toda mi familia vive acá o irme a México. Al final no sé qué voy a hacer, pero trato de estar organizando todo lo que quiero, que el día de mañana no pasar apuros, espero tomar las mejores decisiones porque uno siempre las toma pensando que son las correctas y yo le pido a Dios eso. Para el día de mañana seguir siendo feliz, ya sea estar en el fútbol o no. Si me toca trabajar de obrero o lo que sea, voy a ir feliz y le pido a Dios que me dé la bendición de hacer lo que haga y ser siempre feliz.

¿Te gustaría retirarte en el Vida?
Siempre he pensado eso, nunca he dicho donde. No sé todavía porque al día de hoy me siento con ganas, me siento fuerte, en este año he hecho como cuatro pretemporadas y me he sentido muy bien. Lo que más he necesitado este año es jugar. Creo que si pudiera escoger estaría entre Olimpia y Vida, son los dos equipos que he jugado en Honduras y no sé si al final son los dos únicos en los que vaya a jugar porque siempre hay retos nuevos que te ilusionan y te llaman la atención, no sabría que decirte pero está en mis planes entre Vida y Olimpia.

¿Sacaste cursos de entrenador, te llama la atención dirigir?
Sí saqué los cursos, hace poco con varios compañeros. Me gusta mucho el fútbol, amo el fútbol y no sé si vaya a ser buen entrenador o no. No sé que vaya a pasar pero trato de estar preparado para lo que Dios me ponga en el camino. Si vengo, lo saco y me toca ser uno bueno o si me toca ser malo buscar hacer otra cosa. Siempre trato de tener un consejo que me dio un exjugador portugués que era director deportivo en Boavista, Coito se llama también. Él me dijo: antes de que te retires, tienes que saber qué vas a hacer en ese momento, porque cuando pones el punto y aparte vas a tener otra vida, sino vas a tomar malas decisiones.

Boavista fichó a Benguché y conoces el entorno de ese equipo, ¿cómo le podría ir?
Platiqué mucho con él, antes de que tomara la decisión. Te lo puedo decir que para mí es un fútbol que le puede ayudar mucho porque puede jugar, tener continuidad y minutos que al final es lo que necesita uno donde pueda generar una buena competencia. Es una liga que te exige y te permite que te pueda ver todo el mundo porque es una liga donde han salido grandes jugadores, entonces le comenté eso, que si se decidía tiene que estar preparado para lo que se va a venir, para lo que va a enfrentar y por lo que viví con él es un gran jugador, me sorprendió mucho y la mamá ha hecho un gran trabajo con él. Lo conozco desde que estaba pequeño, porque llegó joven al Olimpia, uno a la mayoría de los trigueños los apoya. Sé que le va a ir bien, todo depende de la mentalidad.

Choco Lozano ya está en primera, ¿qué opinión te merece?
Choco es de los mejores delanteros que he visto en el mundo. La verdad me tocó compartir en Olimpia, en Selección. Todo lo que ha logrado se lo merece, siempre ha trabajado de la mejor manera. Él es muy bueno pero las personas no se dan cuenta, es un diamante y él donde esté siempre va a relumbrar aunque la gente no piense que puede brillar. Dios le dio ese talento para darle mucha alegría a las personas.

¿Qué pensás del momento del país?
Todo va a mejorar, no hay mal que por bien no venga ni que dure mil años. Honduras es un país tan rico que por mucho que quieran destruirlo y quitarle muchas cosas, la misma riqueza del país no permite que esté hecho mierda. Siempre el país sale adelante, tu naciste en un país que ha podido enfrentar a todas las personas que no han pensado en el país y siempre hay riqueza, entonces tu eres de esa riqueza por más que te quieran pisotear, te quieran ver de menos siempre vas a salir adelante siempre y cuando tengas ese ADN hondureño.

Es bonito hablar de fútbol y compartir anécdotas, quiero darle un granito de esperanza a las personas que lean y vean la entrevista, me ha tocado venir desde muy abajo, nunca me he rendido y mi familia se lo puede asegurar. Vivimos con lo necesario y nunca dejamos de creer que íbamos a estar mejor. Esos momentos complicados me hacen más fuerte.

Brayan Beckeles

Es difícil ver la situación del país desde afuera…
Es más difícil no poder hacer nada, todo lo que ves. No tienes la razón en todo porque no sabes como son las cosas, pero hay pequeños detalles que se te viene a la mente y porque querer hacer tantas cosas si con poco podés lograr mucho. Si vas a hacer algo, siempre he dicho que el pastel da para todos, siempre te va a quedar, no necesitas de más. Solo tienes que hacer lo necesario, lo que las personas necesitan y todos sabemos lo que necesita el pueblo.

Sos jugador con influencia y de mucha ayuda. ¿Te gustaría incursionar en la política alguna vez?
No sé. No puedo decir algo porque que tal si me vuelvo político y pasa algo. Si no conoces ese mundo, no se puede. Primero tienes que informarte, saber y al final nunca sabes lo que vaya a pasar pero son las herramientas que podrías preparar para lograr algo a futuro.